Loading...

La diferencia entre Innovar e Imitar es sutil

Vaya por delante la que la diferencia entre Innovar e Imitar es sutil, en función del propio Manual de Oslo (2005) pues la diferencia entre las empresas imitadoras y las innovadoras es ambigua ya que la diferencia fundamental estriba entre si la novedad es para el mercado en general o para la propia empresa. Será pues la diferencia entre si es nuevo sólo para la empresa y no para el mercado (imitadora) o si lo es en general (innovadora. Siendo así que ambas son innovadoras según el Manual de Oslo (2005). Otra forma de verlo es la de decidir entre el “núcleo o la frontera”. Definamos, además, el concepto “frontera”. Definiremos la distancia a la “frontera tecnológica” como la productividad de la empresa respecto a la productividad de la empresa líder en el sector. En un excelente trabajo se analiza: “Innovar o imitar ¿importa la distancia a la frontera tecnológica y la capacidad absortiva de las empresas?” y que voy a desgranar para una serie de conclusiones. El estudio analiza una base de datos de 5.575 empresas, divididas en cuatro segmentos: -       Manufactureras de alta intensidad tecnológica. -       Manufactureras de baja intensidad tecnológica. -       Servicios intensivos en Conocimiento. -       Otros servicios. Llegando a conclusiones como: -       Empresas manufactureras de alta intensidad tecnológica:

  • Las innovadoras:
    • Son las que están más cercanas a la frontera tecnológica.
    • Las innovadoras gastan más en I+D, tanto interna como externa.
    • Cooperan más.
    • Tienen mayor tamaño.
    • Tienen mayor cuota de mercado.
    • Tienen mayor capacidad absortiva (utilizan mayor información del mercado, publicaciones y otras fuentes)
    • Capturan personal cualificado.
  • Las imitadoras:
    • Todo lo anterior lo tienen en menor valor que las innovadoras.

-       Empresas manufactureras de baja intensidad tecnológica:

  • Las innovadoras:
    • Gastan más en I+D interna y externa.
    • Cooperan más.
  • La imitadoras:
    • En este caso, las que imitan están más cerca de la frontera tecnológica.
    • Las que Innovan tienen más dificultad para capar personal cualificado.
    • Las que imitan invierten más y las que más se agrupan.

Centrándonos en estos dos grupos de empresas podemos concluir: -       La proximidad a la “frontera tecnológica” es sinónimo de mayor probabilidad de innovar. -       Las dificultades para acceder a información externa reducen la capacidad de innovar. -       A mayor dificultad para contratar personal especializado menor capacidad para innovar. La paradoja fundamental se centra entre la diferencia de comportamiento entre las empresas manufactureras de alta intensidad tecnológica y las de baja intensidad tecnológica ya que: -       Alta intensidad tecnológica: Las innovadoras están más cerca de la frontera tecnológica (con todo lo que ello supone y anteriormente visto). -       Baja intensidad tecnológica: Las imitadoras están más cerca de la frontera tecnológica (con todo lo que ello supone y anteriormente visto). Cada empresa y, de forma general la Administración, tiene que tener claro donde se ubica y cuál será su estrategia. ¿No importa dónde está la frontera? ¿Innovar o imitar?

Deja un comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para probar si eres un visitante humano o no y para evitar envíos automatizados de spam.
14 + 0 =
Introduce el resultado